facebook twitteryoutube This email address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it.
Log in Register

Login to your account

Username *
Password *
Remember Me

Create an account

Fields marked with an asterisk (*) are required.
Name *
Username *
Password *
Verify password *
Email *
Verify email *
 x 

Cart empty

Picores y Alergias del Caballo

Los Picores y Alergias del Caballo

¿Por qué tiene picores mi caballo?

Muchos caballos se rascan la cola casi de forma obsesiva y pueden hacerlo contra cualquier objeto sólido pareciendo que lo hacen forma agresiva. El hecho de rascarse provoca irritación en la piel, caída de pelo o incluso aparición de bultos en alguna parte de su cuerpo.

Cuando esto ocurre, la primera pregunta que hay que plantearse es la siguiente: ¿porque tiene picores mi caballo? ¿Tiene parásitos? ¿Le ha picado algún bicho, es debido al pienso, al forraje, a la cama o al detergente de los sudaderos? ¿Qué hacemos para remediarlo?

Es muy importante, tratar estas molestias consultando con su veterinario, ya que un tratamiento incorrecto, puede aumentar la irritación e incluso causar infecciones y otras reacciones en el caballo. Por lo tanto, debemos averiguar la razón que hay detrás de la irritación y aplicar un tratamiento correcto.

Causas comunes de las alergias

•  Ácaros, muchas veces son encontrados en los cereales, son una fuente de varias alergias e irritaciones. Cualquier alimento contaminado necesita ser eliminado y después todo lo almacenado ha de ser limpiado.

•  Los bultos encontrados exclusivamente en la zona de la cara y cuello indican heno o ácaros de heno, lo cual puede ser aliviado mediante el uso de un sustituto del heno.

•  Los bultos en las extremidades y abdomen apuntan a la cama como principal causante de los mismos, y se debe probar con otro tipo de cama.

•  Los bultos e hinchazón en la zona de la silla o del área de la manta podrían indicar una reacción alérgica al detergente del lavado más recientemente usado para lavar la manta.

•  Las infecciones fúngicas de la piel, como la tiña, causan abrasiones, por lo general en círculos. Están causadas por un hongo y su veterinario necesitará tomar muestras de piel para determinar su presencia.

Reacciones a las sustancias químicas

Hay que analizar si se ha utilizado algún producto diferente para limpiar la cuadra o para lavar las mantas o sudaderos. Si se observa una irritación en la piel, por ejemplo donde se ha utilizado la cabezada de cuadra, hay que comprobar que se haya desinfectado recientemente. Si hay varios caballos con la misma irritación en la cuadra o en el prado, hay que analizar si ha entrado recientemente algún forraje, cereal, viruta o paja que pueda estar contaminado. Si ocurre esto último, hay que quitar el material sospechoso y así intentar resolver la situación.

Reacciones a las picaduras de insectos

Este tipo de irritaciones suele asustar bastante al propietario, ya que un caballo puede estar en perfectas condiciones en el prado y diez minutos mas tarde, tener la cara totalmente desfigurada y con picores por todas partes. Si esto sucede, lo conveniente es llamar a su veterinario urgentemente. Si la reacción es realmente agresiva, puede bloquear su respiración o la inflamación puede ser tan severa que puede afectar a su visión. Inspeccione el prado para ver si puede averiguar qué bicho le ha picado. Las procesionarias y las picaduras de avispas causan unas reacciones realmente dramáticas. Normalmente, el veterinario en estos casos aplica al caballo un tratamiento con antihistaminas, lo que disminuye los síntomas con bastante eficacia.

Reacciones a la presencia de ácaros

Una razón común que hace que un caballo pase el día rascando en la zona de la cola y crines es una infección por ácaros. Los ácaros están presentes en todas partes, especialmente en los cereales y forrajes. Hay varios estudios que determinan que hay caballos que tiene un PH en su piel les hace más propensos a infecciones por ácaros, especialmente en primavera y verano. Si el caballo tiene esta molestia, hay varias cremas y sprays que pueden controlar los ácaros y reducir la irritación de la piel.

Alergias relacionadas con la alimentación del caballo

•  Las verdaderas alergias alimentarías en caballos son relativamente raras.

•  Las alergias pueden ser causadas por otros factores aparte de la alimentación.

•  Si sospechamos de una posible alergia, se debe llevar a cabo una dieta de eliminación y aportar un historial completo del caballo como parte de la investigación y diagnóstico.

Recibimos muchas preguntas respecto a caballos con bultos, hinchazones y otros signos de alergias y es siempre la alimentación en la que recae la culpa en primer lugar. Es posible que el caballo tenga una reacción a algún aditivo en el pienso. Sin embargo, las investigaciones más recientes demuestran que existen muy pocos casos documentados de alergias en el caballo.

Las alergias se determinan midiendo la respuesta de los anticuerpos frente al alergógeno, utilizando el test “ELISA” en conjunto con una dieta de eliminación. Sin embargo, incluso contando con ambas pruebas, puede ser extremadamente difícil y tortuoso identificar la causa de la alergia en un caballo. Esto requiere el historial completo del caballo, la cooperación de los propietarios y puede también requerir procedimientos de diagnóstico especializados.

Recientemente se está usando una alternativa para identificar los alergógenos, que consiste en el “test de piel”. Sin embargo, aunque esta técnica se utiliza mucho en dermatología en pequeños animales, es mucho menos usada en caballos. Un estudio en el Equine Veterinary Journal , revisa los resultados del test de piel en caballos y muestra que esta técnica carece de sensibilidad, especificidad y respetabilidad para ser una herramienta de diagnóstico practicable.

También es muy común pensar que los alimentos con elevado contenido en proteínas pueden provocar el desarrollo de una alergia, llegando a usarse términos como “nódulos de origen alimentario”, “maculas”, “placas” etc., pero esta relación ha sido escasamente verificada.

Antes de responsabilizar a la alimentación, lo correcto es ver otras causas comunes de alergias para eliminarlas.

Diagnóstico

Al igual que en otras especies, la confirmación del diagnóstico de una alergia alimentaría en un caballo requiere una alimentación a base de dieta de eliminación. La elección de una dieta restringida debería hacerse en base a una historia dietética.

Las verdaderas alergias relacionadas con la alimentación son normalmente una respuesta a las proteínas de los cereales, en particular al trigo y a la cebada.

Dieta de eliminación

El proceso de dieta de eliminación es el siguiente:

Paso 1. Eliminar toda la alimentación que no sea heno de prado y usar como dieta sólo forraje durante al menos 4 semanas.

Paso 2. Monitorizar la respuesta alérgica; si la alimentación está implicada deberían desaparecer las irritaciones. Desafortunadamente esto no es una evidencia suficiente para realizar un diagnóstico de una alergia alimentaria, para ello es necesario el paso 3.

Paso 3. Realizar una provocación dietética, donde se deben ir introduciendo alimentos de forma individual. La reaparición de reacciones alérgicas confirma que el caballo tiene un problema con dicho alimento en concreto, y se debe entonces eliminar dicho alimento de la dieta y probar otra alternativa. Si no reaparece la alergia, añadir otro alimento a la dieta y monitorizar la posible respuesta alérgica, repetir este proceso para todos los alimentos y así los alimentos que causen el problema serán detectados y eliminados de la dieta.

Author: Coby BolgerWebsite: http://www.linkedin.com/pub/coby-bolger/1b/871/883Email: This email address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it.
Directora General Horse1 S.L.
About
Coby es nutricionista equina y jinete internacional de Concurso Completo de Equitación habiendo participado en numerosos concursos internacionales en toda Europa. Actualmente trabaja en la investigación y mejora de la nutrición equina e imparte clinics y clases sobre nutrición y entrenamiento.